¡ES DEL MAZO!… CONFUSIÓN, TRIUNFALISMO Y TRIBUNALES

Miguel Ángel García

 

Se judicializará la elección en el Estado de México, ante lo cerrada de la elección que favorece al PRI, de acuerdo a datos oficiales.

Desde las campañas se vio lo que iba a suceder: Una jornada electoral de confusión, de guerra sucia, de acusaciones mutuas entre candidatos y de un triunfalismo que hizo preso a todos, con excepción de Juan Zepeda y Josefina Vázquez Mota, que han reconocido penosamente su derrota.

La participación del 53 por ciento de mexiquenses superó las expectativas, de un padrón de votantes de once millones.

Lo trascendente e inusual es que el Instituto Estatal Electoral del EDOMEX haya dicho que el triunfador es Alfredo del Mazo Maza, abanderado del PRI, aún cuando a las 10 de la noche no había un conteo total y los resultados preliminares avanzaban lentamente.

¿Qué escenario se prevé en 2018, cuando la fuerza política es pareja  entre MORENA y el PRI que fue en alianza con varios Partidos?

Nayarit y Coahuila, siendo entidades importantes, pasaron a segundo término, sin soslayar que en Coahuila encabeza las preferencias Miguel Ángel Riquelme, del PRI y en Nayarit adelanta Antonio Echavarría, de la alianza PRD-PAN. Sin embargo, frente a la lentitud en el conteo y lo cerrado de la votación, cualquier cosa podría suceder.

Veracruz, donde se jugaron 212 Alcaldías, parecía hasta anoche que la alianza PAN-PRD habría ganado la mayoría de municipios considerados vitales en el ajedrez político.

Todos los candidatos se declararon ganadores, a excepción de Juan Zepeda, del PRD y Josefina Vázquez Mota, de Acción Nacional, quien se va hasta un desastroso cuarto lugar en el EDOMEX.

Alfredo del Mazo Maza subió un tuitt anunciando su triunfo; más tarde lo bajó, para volverlo a subir.

Delfina Gómez, de MORENA, proclamó su triunfo y en eso se ha mantenido.

Enrique Ochoa Reza, líder priista, no esperó y poco después de las 6 de la tarde se adelantó a proclamar a su Partido como el triunfador de lo que llamó una jornada ejemplar.

Andrés Manuel López Obrador, máximo jerarca del Movimiento de Regeneración Nacional, hizo lo propio, anunciando que la Maestra Delfina Gómez gana hasta por 2-1, poniendo como ejemplo Atlacomulco y Huixquilucan, localidades emblemáticas del priismo.

El Estado de México concentró la atención política del país, toda vez que los comicios de ayer son considerados el laboratorio de lo que puede ocurrir en 2018. Se apersonaron operadores de todos los Estados de la república de los diferentes Partidos.

Fue evidente la existencia del tianguis de votos.

Hubo agresiones.

Estructuras completitas de Gobernadores ajenos a los comicios de ayer se trasladaron para operar a favor de su conveniencia.

Las traiciones han sido parte del menú.

Nunca como ahora se había visto un conteo tortuga en el PREP.

¿Qué viene?, es la interrogante.

El cierre parejero entre la Maestra Delfina Gómez y Alfredo del Mazo, con apenas una diferencia de punto y medio de ventaja a favor del priista, obligará a MORENA a solicitar un recuento de voto por voto como ya sucedió en 2006, cuando López Obrador fue superado por Felipe Calderón apenas por lo mínimo.

¿Por qué suponer que esa tendencia oficializada no cambiará?

Las dudas matan.

Hay instancias federales que entrarán a resolver el entramado electoral.

Por lo mientras, el Revolucionario Institucional encuentra un respiro.

MORENA avanzó.

Juan Zepeda, del PRD, fue la revelación.

Josefina Vázquez Mota tendrá que valorar su estadía en política.

El Presidente Enrique Peña Nieto mantuvo inviolable su casa.

directorabcd_reflexiones@yahoo.com.mx

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl