Balacera entre huachicoleros y policías deja cuatro heridos

***La cosa está que arde en Santa Rita Tlahuapan

 

Luis Enrique Quintero/ Colaborador

 

En un nuevo capítulo de la nutrida historia del huachicol en Puebla, la mañana de ayer elementos de la policía municipal se enfrentaron a balazos con presuntos integrantes de una banda de chupaductos en Santa Rita Tlahuapan, con saldo de cuatro heridos, dos de cada bando. La situación está sumamente tensa en esa zona de San Martín Texmelucan, pues los pobladores han brindado su apoyo total a los ladrones de combustible de los ductos propiedad de Pemex, de quienes aseguran los han librado de un hambre espantosa.

Información preliminar revela que los uniformados montaron un retén en la comunidad de Santiago Coltzingo, por el que intentaron pasar varios huachicoleros que tripulaban vehículos cargados con gasolina robada en las tomas clandestinas de las tuberías de Petróleos Mexicanos,

Al momento de marcarles el alto y luego darles la orden de que se entregaran pacíficamente, así como el hidrocarburo robado, los presuntos delincuentes se opusieron y fue entonces cuando recibieron el apoyo de varios pobladores de esa junta auxiliar de Santa Rita Tlahuapan.

Aparentemente se llevaba a cabo un diálogo entre ambas partes para que la autoridad procediera conforme a la ley y nadie saliera dañado.

Sin embargo, según información extraoficial, de manera sorpresiva los chupaductos desenfundaron sus armas y dispararon contra los policías que, a su vez, respondieron de la misma forma, con el saldo ya citado y que es de cuatro personas lesionadas.

Al lugar de los hechos llegaron cuerpos de auxilio que atendieron a los lesionados y luego trasladaron a los oficiales a un hospital del estado de Tlaxcala, en tanto que los dos presuntos huachicoleros, identificados como Hemeterio y José Luis, de 25 y 37 años de edad, fueron llevados a un nosocomio de Texmelucan donde se les reporta fuera de peligro, al igual que los “azules”.

Asimismo, poco después fueron desplegados en la zona, fuerzas armadas federales y del estado, con el fin de controlar la situación y de llevar a cabo una investigación que permita la detención de más huachicoleros, aunque militares o policías también que enfrentarse a un pueblo decidido a todo a favor de los chupaductos, pues aseguran que estos los han librado de la espantosa hambre que padecían, mientras que el gobierno sólo los engaña, los explota y los tiene en un cruel abandono, en tanto que gobernadores, ex gobernadores, diputados, senadores y funcionarios de medio y alto nivel se dan vida de reyes con el dinero de nuestros impuestos.(luigi_poli@hotmail.com)

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl