Psicosis entre médicos y enfermeras por asesinatos del crimen organizado

***En Puebla, impune aún homicidio de director del ISSSTE

 

Luis Enrique Quintero/ Colaborador

 

Auténtica psicosis colectiva ha estallado entre médicos y enfermeras de todo el país por la ola de ejecuciones de parte del crimen organizado, sin que Puebla sea la excepción, por el contrario, hay registro oficial de al menos dos galenos asesinados y hay informes de que trabajadores del IMSS y el ISSSTE en nuestra entidad temen por su vida.

Durante los últimos días nos enteramos del asesinato de las enfermeras del IMSS de Mazatlán, Sinaloa: Cindy Cazares Siqueiros y Erika Montes de Oca, cuyos cuerpos calcinados fueron encontrados en una fosa de la comunidad de Villa Unión, Sinaloa. Junto con ellas fue asesinado también el conductor de Uber, José Antonio López.

Las víctimas habían sido reportadas como desaparecidos en Mazatlán, desde el pasado 30 de julio, tras haber sido vistos en un bar en la zona Dorada del puerto. Sus restos fueron localizados hasta el 5 de agosto, sin que se conozca el móvil de triple homicidio, pero claramente fue a manos del crimen organizado.

 

MEDICA DECAPITADA

Por otra parte, entre varios casos más, todos espeluznantes, el pasado sábado fue hallada sin vida la joven médica Jessica Sevilla Pedraza, decapitada, desollada y con signos de tortura, en un paraje de Huixquilucan, Estado de México.

Jessica, de 29 años, fue vista por última vez el sábado 4 de agosto, cuando viajaba en su vehículo tipo Mazda color rojo sobre la carretera Toluca-Naucalpan. A las 4 de la tarde le perdieron el rastro en una gasolinera de San Antonio, en Xonacatlán, población donde prestaba sus servicios en el centro médico.

 

DIRECTOR DEL ISSSTE

En territorio poblano, el pasado 16 de mayo del presente año fue asfixiado y embolsado el que en esos momentos era director del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en Tehuacán, Ángel Noé Mercado Carrillo, quien horas antes había sido reportado como desaparecido. Este homicidio sigue impune

Por la noche, vecinos de la junta auxiliar de San Nicolás Tetitzintla reportaron un olor a gas en el domicilio marcado con el número 505-D de la Privada Melchor Ocampo, precisamente el del hoy occiso.

Después, paramédicos y personal de Protección Civil y Bomberos del municipio de Tehuacán arribaron hasta ese lugar en el que encontraron un bulto envuelto en bolsas negras y cinta adhesiva y al revisarlo vieron que era el cadáver del galeno.

 

OTRO GALENO MUERTO

Con solo unas horas de diferencia con el crimen anterior, fue asesinado a balazos el doctor Gerardo Alvarado Herrera, quien era jefe de la jurisdicción sanitaria número 8 con sede en Acatlán de Osorio.

Los hechos sucedieron la mañana del domingo 14 de mayo, cuando el médico salió de su casa para ir a la unidad deportiva de Acatlán, pero en el trayecto fue interceptado por dos sujetos que iban en una moto desde donde abrieron fuego para ultimarlo. Sobre el caso, semanas después fueron detenidos los presuntos responsables, pero no se informó del móvil del crimen.

De acuerdo con el resultado de una consulta con médicos y enfermeras del sector salud en Puebla, existe una verdadera psicosis (temor y angustia) ante el peligro de ser víctimas de algún grupo delincuencial. (luigi_poli@hotmail.com)

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl