El líder Antonio Ordaz pretende burlarse de la justicia en Puebla

Luis Enrique Quintero/ Colaborador

 

El líder de la agrupación de vendedores ambulantes “Doroteo Arango”, Antonio Ordaz Alatriste, pretende burlarse de la justicia en Puebla, concretamente de la Fiscalía General del Estado y del poder judicial, acusan públicamente el reportero de El Heraldo de Puebla, Luis Enrique Quintero y su esposa Araceli Muñoz Ramos, quienes han sido víctimas de brutales agresiones de parte del citado sujeto, de sus “guaruras” y de sus “abogados”, por lo que existe una denuncia penal.

El 21 de enero del año en curso, Ordaz Alatriste y aproximadamente seis peligrosos sujetos, algunos de ellos armados, robaron con lujo de violencia a esta familia un automóvil VW Bora modelo 2008, placas TZU-9365 valuado en 115 mil pesos, utilizando como pretexto el hecho de que los agraviados tienen un adeudo de 30 mil pesos con él, lo cual se establece en la Carpeta de Investigación 1049/2017/ZC, por el delito de robo de vehículo, en contra del referido dirigente de ambulantes.

Esa fecha el automóvil fue entregado a la familia en el taller mecánico de Bulevar Las Torres 628 colonia Loma Linda, donde le hicieron unas reparaciones, lugar hasta donde se presentó Ordaz Alatriste y sus “guaruas” para, por una deuda de 30 mil pesos, llevarse a punta de pistola un automóvil de 115 mil.

 

ACTO COBARDE

Lo peor fue que durante los cobardes hechos, uno de los guardaespaldas de Antonio Ordaz golpeó y ensangrentó del rostro a Luis Enrique Quintero, todo en presencia de su esposa y, más grave aún, de su nieto de sólo 9 años de edad, quien resultó seriamente afectado.

Por este atropello, Ordaz Alatriste fue denunciado penalmente en la Fiscalía General del Estado, pero lamentablemente, siete meses después, las autoridades no han procedido contra el referido líder que goza cínicamente de impunidad, aprovechándose de los beneficios que otorga a los delincuentes en el nuevo sistema de justicia penal acusatorio.

 

SE DICE VÍCTIMA

Pero el cinismo de Ordaz Alatriste no tiene límites, pues además del robo de la unidad y de las agresiones, ha interpuesto una demanda civil en contra de quienes lo denunciaron por la vía penal, falseando declaraciones para dañar aún más a las personas que ya antes perjudicó. Esta demanda civil se localiza dentro del expediente 311/17RC (Juzgado Cuarto)

En esta demanda Antonio Ordaz miente en cada renglón. Falsea que  los afectados le vendieron el automóvil y que les pagó 42 mil pesos, además de pagarle 50 mil pesos al mecánico que reparó el automóvil; es decir, que cubrió ya cerca de 100 mil pesos. Nada más falso que esto, como falsos son documentos que ha presentado, delitos por los que también tendrá que responder.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl