Casi matan a dos presuntos ladrones en La Margarita y la 20 de Noviembre

 

Luis Enrique Quintero/ Colaborador

 

Dos presuntos ladrones estuvieron muy cerca de perder la vida durante la madrugada de ayer a causa de salvaje golpiza de parte de furiosos vecinos de dos distintas colonias de la capital poblana que ya están hartos de la incontenible delincuencia y de que, cuando los pillos son detenidos, los jueces los pongan en libertad a los pocos días o que ni siquiera pisen la cárcel.

 

“20 DE NOVIEMBRE”

Primero fue en la colonia “20 de Noviembre” (al norponiente de la ciudad) en donde, aproximadamente a las 3 de la madrugada un sujeto que presuntamente intentaba allanar un domicilio particular para saquearlo fue sorprendido y retenido por los propietarios del inmueble y por sus vecinos que les brindaron apoyo.

Sumamente irritados, los colonos de la 11 norte y 76 poniente, propinaron brutal golpiza al supuesto ladrón al que dejaron “para el arrastre”, hecho una verdadera lástima, según testigos y como lo demuestran las fotografías y los videos que se grabaron.

El maltrecho individuo estuvo a punto de fallecer ante los puñetazos, puntapiés, palazos, jalones de pelo, arañones y mordidas de incontrolables amas de casa, pero alguien con cordura intervino y los convenció de entregarlo a la policía, lo que sucedió minutos más tarde.

Al poco tiempo (alrededor de las 5:30 de la mañana), vecinos de la unidad habitacional “La Margarita”, lograron detener a un sujeto joven que se encontraba robando en una vivienda de la 57 oriente, cerca del Hospital del IMSS.

Al igual que en el caso anterior, los residentes lo golpearon sin piedad provocándole severas lesiones que se sumaron a las heridas que sufrió minutos antes cuando intentaba escapar y cayó de una azotea.

Por poco y este individuo, identificado como José Luis N., no vive para contarlo, pero para su suerte fue entregado a la policía que lo remitió al Ministerio Público.

Ya se ha hecho común en Puebla capital y en el interior del estado, que todo aquel o aquella que sea sorprendido so sorprendida cometiendo un delito, será sometido a tremenda golpiza y, en casos más extremos, a morir colgado o quemado vivo, pues la sociedad considera que en Puebla no hay justicia y si abunda la impunidad, como lo acaba de precisar con toda claridad el rector de la UDLA, Luis Ernesto Derbez.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl