SANTA LUCÍA, YA SE ESPERABA

Miguel Ángel García Muñoz

 

 

 

La decisión de cancelar la obra en Texcoco del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, ya se esperaba.

Ayer, la hizo oficial el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador, por sobre opiniones contrarias de empresarios, funcionarios, técnicos en aeronáutica, signos de devaluación del peso y el orgullo peñista de su proyecto cumbre que pasa a mejor vida.

Ilusos aquellos que pensaron que López Obrador utilizaría la consulta para legitimar Texcoco, haciendo responsable al pueblo.

Fue totalmente al revés, porque a estas alturas, cuales sean las consecuencias de su decisión, el tabasqueño no iba a culpar a la gente que le dio el triunfo electoral el 1 de julio.

Los observadores recomiendan analizar con cuidado lo que viene con el nuevo régimen que, se evidencia, no es un simple cambio de gobierno.

La interrogante es: ¿Qué tipo de régimen será?

¿Y qué dice el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto?

Desde hace mucho no se defiende ni tiene defensores de su política, por eso cargó hasta con  pecados que no cometió. La venta de indulgencias terminó; no existen ni siquiera en el mercado negro.

La inercia de la marea morenista continúa, no sé hasta cuándo pueda mantener esa fuerza que pudiera crecer o menguar dependiendo de la eficacia o equivocación en la ejecución de las políticas públicas.

***

LA CONSULTA, “haiga sido como haiga sido”, representa el margen que necesitaba López Obrador para cancelar la obra en Texcoco.

No importa si somos 126 millones de mexicanos que habitan el país y un padrón electoral de 89 millones. Bastó poco más de un millón de votos, en una jornada de 4 días, para “legitimarla” y asegurar que el pueblo sabio decidió de manera democrática.

***

CRÉANME: Después que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación dé a conocer su resolución sobre el litigio que sostienen el PAN y MORENA por el Gobierno de Puebla, se verán enfrentamientos en la arena política como no se han dado.

Lo que protagonizan los Diputados Marcelo García Almaguer y José Juan Espinosa serán un día de campo en comparación a lo que vendrá.

Por cierto, Marcelo y José Juan no se conformaron con enfrascarse en la sesión de Comisiones. Sus agarrones los han llevado a la tribuna del Congreso, donde la asistencia en galería es la que más se divierte.

***

NO HAGAN OLAS, pareciera la consigna en los campamentos de MORENA y el PAN.

Que trabajen los Abogados y a esperar la decisión del TRIFE.

Lo cierto es que los temas del aeropuerto, la serie mundial de béisbol que ganaron los Medias Rojas de Boston, la amenaza del gasolinazo, la caída del peso, la caravana de migrantes centroamericanos y las pachangas de postín que mezclaron a la clase política, distrajeron la atención sobre el conflicto por el gobierno estatal. Pero, pónganse abusados, porque no tarda en soltarse el dictamen que, en cualquier sentido que vaya, causará trastornos que modificarán el rumbo de Puebla.

***

PRÁCTICAMENTE en México era unánime la repulsa hacia el Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

Hiena y dictador eran los calificativos más tiernos escuchados.

Milagrosamente, su confirmación de estar presente en la ceremonia de cambio de Poderes el próximo 1 de diciembre, ha modificado la opinión de los acomodaticios, que ahora lo ven como una víctima del imperialismo.

¡Carajo!: Ver para creer.

directorabcd_reflexiones@yahoo.com.mx

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl