Amparan a Mario Marín pero no evitaría pisar la cárcel por tortura a Lydia Cacho

Luis Enrique Quintero

 

Aún cuando el ex gobernador de Puebla ha recibido el beneficio de un amparo de la justicia federal para suspender la orden de aprehensión en su contra, por el delito de tortura en agravio de la periodista Lydia Cacho, no evitaría pisar la cárcel sino que enfrentaría su proceso en prisión.

Esta resolución del poder judicial de la federación fue emitida ayer por la jueza 12 de Distrito de Amparo en Materia Penal, Rosa María Cervantes Mejía, quien precisó que este amparo no evita que Marín sea detenido, pues el delito por que se ordenó su captura está considerado como grave en el sistema de justicia penal mixto, por lo que no podría llevar su proceso en libertad.

Desde el pasado 6 de mayo la Oficina de Policía Internacional (Interpol) informó que a partir de abril pasado se emitió la ficha roja contra del exgobernador, a petición de la Fiscal General de la República.

Estos hechos sucedieron en 2005 cuando Lydia Cacho fue acusada por el delito de difamación en agravio del empresario Kamel Naif y luego de ser detenida en el estado de Quintana Roo fue traída por carretera, sin derecho a comer o a bajar al baño.

“La bomba” fue lanzada por el periódico La Jornada en el que se publica la famosa conversación entre Nacif y Marín a la que llama “mi gober precioso”, aunque en realidad el artefacto detonó cuando fue transmitida en todos los noticieros de televisión a nivel nacional.

 

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl