Ejecución de ex alcalde de Altepexi, otro caso al fondo de la impunidad

***Fue ajuste de cuentas; no le robaron 300 mil que llevaba

 

Luis Enrique Quintero/ Colaborador

 

La ejecución del ex presidente municipal de Altepexi, Delfino Alonso Hernández, acribillado la tarde del 31 de marzo del presente año en céntricas calles de la ciudad de Tehuacán, es un caso más que ha ido a parar al fondo de la impunidad, como muchos otros, pues hasta el momento no hay un solo detenido y no se sabe, al menos de manera oficial, como van las investigaciones o, por lo menos, si éstas existen.

Los sicarios no se llevaron 300 mil pesos en efectivo que tenía en su poder el hoy occiso, por lo que el robo como móvil del homicidio se descarta completamente y es más que evidente que se trató de un ajuste de cuentas.

De acuerdo con testigos, los hechos se registraron alrededor de las 16 horas en las calles 3 poniente y 6, cuando dos sujetos que tripulaban una motocicleta interceptaron al ex alcalde que tripulaba un automóvil Chevy de color rojo con placas M96AJP de la ciudad de México, a quien le dispararon en tres ocasiones provocándole la muerte.

Delfino Alonso Hernández conducía el vehículo en el que no iba acompañado. Junto a él, probablemente en la guantera o incluso sobre el asiento del copiloto, se encontraron 300 mil pesos en efectivo que, extrañamente, los homicidas no se llevaron al momento de darse a la fuga, evidentemente porque el robo no era el móvil, sino que iban directamente a ejecutarlo.

 

¿ROBO?

Por su parte, la Fiscalía General del Estado informó la misma noche del crimen que “desarrolla diligencias e investigaciones ante el homicidio de Alfonso “N”, ex presidente municipal de Altepexi, cuyo móvil es el robo”.

 

OTROS ASESINATOS

El 24 de enero de este año, Antolín Vital Martínez, Alcalde en funciones de Tepexco, Puebla, fue asesinado a balazos cuando viajaba a bordo de su “modesto” vehículo Mazda CX-7 con placas del Estado de Morales, en la carretera federal a Izúcar de Matamoros, por delincuentes que se dieron a la fuga y que hasta no hoy no han sido capturados.

El 2 de agosto de 2016 el presidente municipal de Hueuetlán El Grande, José Santamaría Zavala, fue ejecutado mientras viajaba a bordo de su lujosa camioneta sobre la carretera a San Agustín Ahuehuetla, sin que le robaran nada pues se encontró dinero que sería para cubrir la nómina del ayuntamiento.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl