Moreno Valle infló los precios de cinco obras

** La gestión del exgobernador de Puebla es analizada por la ASF, que emitió observaciones al uso de recursos federales en varios proyectos de la entidad

 

El Heraldo de México

 

Durante los primeros cinco años de la administración de Rafael Moreno Valle al frente de Puebla, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) registró sobrepecios por más de tres mil millones de pesos. Además el organismo observó cinco mil 645 millones de pesos, procedentes de recursos federales.

El monto máximo -4 mil 570 millones de pesos- fue durante 2015, penúltimo año del gobierno del panista, mientras que el resto –mil 75 millones de pesos- fue de 2011 a 2014.

Los sobrecostos y observaciones se dieron en las obras más destacadas de su administración: el Museo Internacional Barroco, el segundo piso de la autopista México- Puebla, el estadio Cuauhtémoc, el Proyecto Arqueológico Cholula, y la línea 2 del Sistema de Transporte Articulado.

 

Museo Internacional Barroco

 

La obra diseñada por el arquitecto japonés Toyo Ito registró, según la ASF, inconsistencias normativas en el proceso de contratación, ya que no se acreditó el detalle del cálculo y las operaciones que determinaron el monto del pago anual al desarrollador de 269 millones de pesos en términos reales, por lo que se identificó una diferencia de 100 millones de pesos. Además se otorgaron anticipos por 307 millones 981 mil pesos sin estar estipulados en las bases de las licitación ni en el contrato. La obra fue inaugurada la primera semana de febrero de este año, días antes de que Moreno Valle concluyera su sexenio.

 

Segundo piso de la autopista México- Puebla

 

Obra desarrollada por OHL- Pinfra, que tuvo un costo de ocho mil 847 millones de pesos, de los cuales, cinco mil millones serían aportados por la SCT, pero sólo le enviaron cuatro mil 500 millones de pesos, lo que significa que 500 millones quedaron volando. El resto del dinero, tres mil 447 millones de pesos, serían aportados por la empresa quien tiene la actual concesión por tres años.

Dentro de las observaciones que se encontraron, destaca que las obras se iniciaron sin contar con un proyecto ejecutivo autorizado y aunque hubo un retraso de tres meses, las empresas no fueron sancionadas. La ASF recomendó al órgano interno de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (STC) y a la Contraloría local, realizar investigaciones y en su caso sancionar a funcionarios que así lo requieran.

La ASF señaló que el gobierno estatal y la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) no cumplieron las disposiciones legales y normativas aplicables en la materia, entre los que destacan diferencias de volúmenes entre lo pagado y lo cuantificado en el suministro y colocación de concreto hidráulico, pagos que no se contaron con el soporte documental que lo acreditara.

 

Estadio Cuauhtémoc

 

Para su construcción se invirtieron 688 millones de pesos. La Auditoría encontró observaciones por 10 millones 792 mil pesos en los suministros e instalaciones del acero y fachada en la estructura. Además de que la carpeta de concreto hidráulico presenta fisuras debido a que la obra se realizó con materiales de baja calidad. Además se autorizaron 565 precios unitarios extraordinarios aun cuando alguno de ellos no revisó adecuadamente.

 

Proyecto Arqueológico de Cholula

 

La obra costó 139 millones 869 mil pesos y el monto identificado por recuperaciones probables fue por 139 millones 455 mil pesos, lo que significa que las irregularidades ascienden a casi el costo total de la obra; principalmente el proyecto concluido era distinto a lo que se había planeado, pues el proyecto inicial incluía un hotel, restaurantes y lagunas artificiales alrededor de la pirámide, al final sólo se adecuó un parque y un museo.

 

Línea 2 Ruta

 

Para la obra que recorre la Avenida 11 en la ciudad de Puebla, la ASF registró un probable daño o perjuicio por un monto de cinco millones 229 mil 356 pesos por obras pagadas y no ejecutadas, así como la falta de pruebas de la calidad del pavimento, de los cuales se pagó a Cemex Concretos 56.2 millones de pesos y 19.3 millones de pesos a trabajos no realizados. La Auditoría Superior de la Federación concluyó que podría reclamar la totalidad de los recursos invertidos si no se aclara su destino.

Sobre estos señalamientos, El Heraldo de México buscó al ex mandatario poblano, Rafael Moreno Valle, quien reconoció que la administración saliente se encuentra solventando las observaciones, aunque no quiso detallar la fecha en que aclararía el destino de los recursos.

“Son procesos normales, no hay ningún estado en el país, ningún municipio, ni el gobierno federal que no tenga observaciones y son procesos normales dónde te hacen las observaciones y las solventas como las estamos haciendo”, apuntó Moreno Valle, el 25 de abril pasado en entrevista.

Por su parte, Ricardo Gutiérrez, vocero del actual gobierno de Puebla, fue buscado por este medio y confirmó que este lunes 29 de mayo emitirá una opinión sobre las recomendaciones de la Auditoría.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

/HeraldodePuebla
@HeraldoEl